Page 33

01-02 Ecomotion Portada.indd.pdf

Gestión Gestión de de flotas flotas Sonsoles Martín-Garea, directora de Marketing de ALD Automotive LA RENTABILIDAD DE LAS FLOTAS DE VEHÍCULOS CON COMBUSTIÓN ALTERNATIVA Economía, tranquilidad, comodidad e imagen son los principales beneficios que aporta la gestión de flotas para estos vehículos. En los últimos años, como consecuencia de la importancia que ha adquirido la movilidad sostenible, el mercado del automóvil ha sufrido una transformación al incorporar vehículos con combustibles alternativos. Un cambio que responde a la necesidad de circular con vehículos que no dependan del petróleo, reduciendo así las consecuencias que supone la conducción para el medio ambiente. La ecología se ha configurado como la seña de identidad de cualquier compañía, pero no sólo eso, sino que la reducción de la huella ecológica es una de las principales preocupaciones y por ello, se demandan vehículos que respondan a sus nuevos requerimientos. Esta nueva actitud, que ahora se muestra en el conductor de a pie, comenzó en las empresas, que se convirtieron en motores de esta corriente. Previamente a estas nuevas demandas de las compañías españolas, el sector del renting ya se había sumado a este movimiento. Muchos de sus clientes son empresas que operan en distintos países, donde la búsqueda de alternativas de movilidad comenzó hace años y en los que el concepto de RSC es importante. Por ello, tras visualizar las necesidades de los clientes y analizar hacia dónde iba el mercado, el renting implantó la movilidad sostenible, evolucionando al ritmo de los usuarios e incluso, caminando un paso por delante de ellos. Pero, ¿cómo se gestionan estas flotas? ¿Qué beneficios aportamos a los clientes para este tipo de vehículos? El renting, sin lugar a dudas, se convierte en una apuesta segura para las compañías, pues reduce sus gastos y asegura en todo momento el estado óptimo del vehículo para que el conductor sólo se preocupe de la carretera. Las compañías de renting se adaptan a las exigencias de cada cliente, ofreciendo no sólo un vehículo de alquiler, sino también un servicio completo de cuidado de la flota. Previamente a la decisión del cliente, los profesionales del renting analizan y estudian al detalle las necesidades de la compañía y de sus conductores. Una vez examinadas, si el cliente lo solicita y si se adecúa a su kilometraje, zona de circulación y utilidad del vehículo, se le recomendará el uso de un vehículo con combustible alternativo. Una vez puesto a disposición del cliente, éste observará unos beneficios en su cuenta de resultados y en la comodidad de los trabajadores a la hora de ejecutar sus funciones laborales. En primer lugar, la autonomía. Al gestionar sus flotas, estudiamos los puntos de recarga y repostaje existentes en su ámbito de actuación. De esta forma, les ofrecemos tranquilidad y seguridad, pues saben que si en algún momento necesitan recargar o repostar el vehículo, contarán con puestos para ello y podrán continuar con su trabajo. Capacidad del vehículo, segundo beneficio. Aunque estamos ante un proceso de evolución de los sistemas, los nuevos modelos de movilidad sostenible aún cuentan con equipamiento más pequeño, sobre todo en el caso de los eléctricos. Por ello, en el análisis previo se escoge el modelo más adecuado al material que se transporta en los viajes de empresa. Así, la compañía y el conductor reciben beneficios relacionados con la comodidad. Representatividad de la empresa e imagen, otra de las ganancias. La gestión de flotas de estos vehículos responde a la estrategia de RSC de los clientes, mostrando públicamente su compromiso con el medio ambiente. Los expertos en renting buscan el mejor vehículo que responda a estas exigencias. También podemos señalar los costes, pues la gestión de una flota supone una reducción de los gastos que conlleva el uso de un vehículo como herramienta de trabajo. Además, en este tipo de coches, la adquisición supone un coste muy alto en contraste con las cuotas mensuales del alquiler a largo plazo. Por tanto, el renting consigue que hacer uso de estos vehículos sea más barato. Por último se puede añadir la tranquilidad. Estos nuevos vehículos requieren un mantenimiento y revisión diferente a la que estamos acostumbrados y que están cubiertos al 100% con el renting. En concreto, en el caso de los híbridos hay un doble cuidado ya que son dos motores. En todos los casos nos ocupamos de todo el proceso y planificamos las revisiones para que el cliente no sufra pérdida de tiempos. Por todo ello, contar 24 horas los 365 días del año con el apoyo y asesoramiento de profesionales que conocen a la perfección estos sistemas, ofrece seguridad y tranquilidad, pues ante cualquier imprevisto habrá un experto que sepa cómo responder. Economía, tranquilidad, comodidad e imagen son los principales beneficios que aporta la gestión de flotas para estos vehículos. En definitiva, poner nuestra flota en manos de especialistas de renting se convierte, sin lugar a dudas, en la mayor rentabilidad para nuestro negocio �� OTOÑO 15 33


01-02 Ecomotion Portada.indd.pdf
To see the actual publication please follow the link above